sábado, 25 de febrero de 2012

ensalada de noticias

a tenor de una noticia publicada por un amigo, escribía hace un rato que siendo cada vez más común la distorsión informativa, debemos esforzarnos mucho para tratar de ver claro entre tanto lodo. Y hay mucho, en forma de blogs, tweets, "confidenciales" que nos llegan al ordenador, tertulias radiofónicas o ruedas de "expertos" televisivos, donde antes había hojas parroquiales, oradores espontáneos o libelos propagandistas de los distintos partidos.

La pregunta es, ¿es mala la saturación de información? ¿acaso sería peor una reducción de la pluralidad hasta el punto de tener una prensa oficial que nos cribara el acceso libre a lo que los demás piensan? ¿cuál es el punto medio, si lo hay?

En mi caso, adquiero semanalmente alguna revista especializada, en papel, y accedo a varios blogs y resúmenes de prensa económica a diario. Respecto a los periódicos compro prensa escrita tres o cuatro días a la semana, alternando El Páis y ABC. Los domingos el AS. Antes también compraba Público el viernes.

Ahora Público ha caído, como lo hicieron hace años El Independiente o El Sol. ¿Me polarizaré hacia la derecha informativa por esta razón? no creo. Hay muchas alternativas para alimentar mi ansia informativa. ¿Una pena? sí, siempre que muere un periódico me deprime un poco, pero no deja de ser un negocio y si no tiene respaldo económico para salir en papel, tendrá que evolucionar. Tampoco hay que rasgarse las vestiduras, como la pléyade de personas que ayer lloraban la pérdida. Probablemente, si todos ellos hubieran comprado Público a diario, éste no habría desaparecido.

Bueno, me voy a leer Público en la red, que ya he terminado con The Guardian y sobre todo con vuestros blogs !!