martes, 26 de abril de 2011

Volver a vivir un viaje

supongo que no es muy normal, pero algunos buscamos información sobre los lugares a los que viajamos "después" de haber estado allí. Podría buscar un montón de excusas y la más socorrida sería el deseo de no saber nada del sitio de destino para no descubrir la sorpresa. La verdad desnuda es más prosaica: nunca tengo tiempo para preparar el viaje, como mucho sólo para comprar una guía que hojear en el avión.

Así que después de esta estupenda semana en Italia me he dedicado a ver fotos que con mi escasa técnica y mi peor cámara no hubiera hecho yo mismo ni loco, (bueno, y la ausencia de un helicóptero). Con ustedes, Bérgamo ... desde las alturas.


amén de aquéllos paisajes que la niebla no me dejó contemplar, como este del Lago Garda

lo que ninguna foto podría nunca contaros es lo que se siente en el Museo Egipcio de Turín, solo, en una sala oscura y llena de esculturas que la mano de un escultor anónimo talló hace 3.500 años ...

... ni la grata sorpresa que me reservaba Pavía tras un rincón, (cuántas más me habré perdido por no currarme las guías de marras). Esta Iglesia de S. Michele tiene una de las fachadas más bellas que he visto nunca.


y esto es todo, ... hasta la próxima guía de viajes !!