lunes, 23 de junio de 2014

Apple, Google y Samsung invierten en la medición de glucosa

TECNOLOGÍA
A.V. / MADRID
Día 23/06/2014

Quieren hacer de sus ‘wearables’, más que una utilidad, un dispositivo esencial para pacientes diabéticos.

Durante décadas, y con escaso éxito, las empresas de tecnología han buscado formas para que los diabéticos puedan comprobar sus niveles de azúcar en la sangre con facilidad y de forma no invasiva. Ahora, entre estas empresas se cuentan algunos gigantes como Apple, Samsung o Google, que participan activamente en la búsqueda de aplicaciones de monitorización de glucosa para adaptarlas a sus nuevos relojes o pulseras inteligentes.

Según informa Reuters, estas compañías están contratando científicos médicos e ingenieros, y preguntando a los reguladores estadounidenses sobre la posibilidad de incluir o desarrollar sistemas de supervisión y medición de glucosa en sus futuros dispositivos portátiles.

Con el porcentaje de diabéticos tipo 2 -los adultos- aumentando cada año, según la consultora Global Data, el mercado del seguimiento del azúcar en sangre podría rondar los 12.000 millones de dólares en 2017. Sólo en Norteamérica, la diabetes afecta a 29 millones de personas y le supuso a la economía nacional un desembolso de 245.000 millones en 2012, un 41 por ciento más que cinco años antes.
Medición por electricidad o ultrasonido

Muchos diabéticos se pinchan los dedos hasta 10 veces al día para comprobar su glucemia en sangre. Lo próximo, la tecnología no invasiva, podría tomar muchas formas, por ejemplo, la medición a través de la piel mediante electricidad o ultrasonido, con un punto de luz y un espectroscopio.

"Todas las grandes quieren medidores de glucosa en sus teléfonos", dijo a Reuters John Smith, ex director científico de LifeScan, división de Johnson&Johnson encargada de fabricar dispositivos de monitorización de glucosa. "Hay una enorme recompensa por hacer las cosas bien".

En una reunión con los ejecutivos de Apple en diciembre de 2013, la Food and Drug Administration (FDA) describió cómo regular un glucómetro para medir el azúcar en la sangre. Tal dispositivo podría evitar la regulación si se utiliza para, por ejemplo, la nutrición, pero si se comercializa para un público diabético, sería probablemente regulado como un dispositivo médico.


"Hay un cementerio lleno de esfuerzos" por medir la glucosa de una manera no invasiva, dijo a la agencia norteamericana Terrance Gregg, presidente ejecutivo de la firma DexCom. Para tener éxito, dice, requerirían invertir "varios cientos de millones de dólares o incluso de miles de millones de dólares". Pero esto no parece suponer un gran problema para este tipo de empresas.Las empresas de tecnología son propensos a empezar en este terreno centrándose en aplicaciones no médicas, como la gimnasia o la educación nutricional. Incluso un dispositivo educativo tendría un gran avance de la tecnología actual, sin embargo, algunos actores de la industria médica sostienen que estas empresas de tecnología, nuevas en el mundo de la medicina, no entienden los retos fundamentales.
Distintas estrategias

Stephen Oesterle, vicepresidente Senior de Medicina y Tecnología de Medtronic, fabricante de, por ejemplo, bombas de insulina inalámbricas, dijo recientemente que considera a Google como el próximo gran rival de esta firma de dispositivos médicos, gracias a su financiación para la investigación y el desarrollo. "En Medtronic gastamos 1.500 millones al año en I+D, y es sobre todo desarrollo", dijo a la audiencia en una conferencia reciente. "Google está gastando unos ocho mil millones al año en I+D y, en la medida de lo que puedo decir, es sobre todo investigación". Google ha hecho ya públicos algunos de sus planes, por ejemplo, la lente de contacto inteligente que mide la glucosa.

Apple, por su parte, centra sus esfuerzos en el iWatch, que se supone llegará en octubre. Aún no está claro si la versión inicial incorporará sensores de glucosa, sin embargo, sí es notorio que ha contratado a ejecutivos e ingenieros de empresas biomédicas como Vital Connect o C8 MediSensors. "Ha fichado a muchas de las personas con más talento y experiencia en lo relativo a la glucosa", confirmó a Reuters George Palikaras, CEO de Mediwise, una joven empresa que pretende medir los niveles de azúcar en la sangre mediante la transmisión de ondas de radio a través de una sección del cuerpo humano.
Imagen
Por su parte, otras fuentes -particularmente blogs en internet- han especulado con que Samsung está trabajando con nuevas empresas para poner en práctica, en los próximos relojes inteligentes Galaxy, una especie de "semáforo" capaz de lanzar alertar sobre el azúcar en sangre, cuando esté alta o baja. Sí es público en cambio que Samsung Ventures ha realizado una serie de inversiones en empresas como Glooko, que ayuda a los médicos a acceder a lecturas de glucosa de sus pacientes.

Imagen
Después de décadas de intentos y fracasos, muchos científicos y médicos confían en que estas empresas hagan posible un gran avance en la monitorización de la glucosa. A esto se une el poder de los procesadores actuales, la miniaturización de los sensores, el bajo costo de la electrónica y la rápida proliferación de dispositivos móviles han dado lugar a nuevas oportunidades que se materializan en docenas de nuevas start-up dedicadas, en exclusiva, a intentar medir la glucosa en sangre de un modo revolucionario. ¿Será este el año?

Imagen



Publicado en http://www.abc.es/tecnologia/20140623/rc-apple-google-samsung-invierten-201406231726.html