sábado, 15 de marzo de 2014

Tengo diabetes y siento hambre todo el tiempo

Por: julie

La sensación de hambre o apetito está regulado por diferentes estructuras dentro del cerebro. Los expertos las llaman centro del apetito, y sus manifestaciones son el hambre y la saciedad.

Cuando sientes hambre es porque tu cuerpo necesita de energía para poder realizar todas sus funciones y como recordarás, esa energía proviene de los alimentos que, una vez digeridos, el cuerpo convierte en glucosa.

Cuando el centro del hambre se estimula, aparece la sensación de apetito, pero si por el contrario el estimulo llega al centro de la saciedad, el deseo de comer se detiene. Pero ¿quién controla las sensaciones de hambre o saciedad?

Los niveles de azúcar en la sangre son los encargados de enviar esa información al cerebro quien en respuesta envía el estímulo o la sensación de hambre. Esto es porque el cuerpo no tiene energía o glucosa y la necesita para llevar a cabo numerosos procesos. Al ingerir alimentos, le das a tu cuerpo la energía suficiente.

Esto quiere decir que tus niveles de glucosa le avisan a tu cuerpo si necesitas o no comer. Un ejemplo de esto es la sensación de hambre previa al desayuno: tu cuerpo ha pasado muchas horas de ayuno y necesita que comas algo para poder tener energía para comenzar el día.

Es importante señalar que el estomago también es un regulador del apetito, dado que cuando permanece por un largo periodo sin recibir alimentos se contrae. Cuando el estomago se contrae, el deseo de comer se intensifica, mientras que cuando hay alimentos en su interior, la señal llega al centro de saciedad y así, dejamos de comer.

Toda la regulación del apetito se produce en el cerebro, y los diferentes estímulos sensoriales generan un impulso nervioso, que actúa sobre el centro del hambre apareciendo o eliminando el deseo de comer. El apetito también se ve influenciado por el clima, ya que en ambientes fríos aumenta el deseo de comer. Esto se debe a que mediante esa ingestión aumentada de comida, tomamos calorías que nos permitirán mantener la temperatura corporal.

En las personas con Diabetes este mecanismo de hambre saciedad se ve afectado debido a que el azúcar o glucosa no puede entrar en las células, entonces el centro de saciedad no recibe la información para detener la ingesta de alimentos. Por ello es que uno de los síntomas de la Diabetes es mucha hambre, combinada con el hecho de que, como tu cuerpo no recibe esa energía, comienzas a bajar de peso ya que usa la grasa almacenada como fuente de energía.

Ahora bien, muchas personas que ya saben que tienen Diabetes siguen experimentando mucho apetito. Esto puede ser la señal de que no han logrado un verdadero control de la Diabetes. Recuerda que para poder bajar tus niveles de glucosa en sangre y ayudar a que tus células ocupen esta energía, es necesario, primero que nada, que te alimentes con comida saludable que no eleve demasiado el azúcar sanguíneo, después es indispensable que realices ejercicio y te mantengas activo la mayor parte del tiempo ya que esto ayuda a que tus niveles de glucosa se regulen y, por último, pero también muy importante es la toma de tus medicamentos, pues éstos le ayudan a tu cuerpo a ya no mantener resistencia a la insulina y así poder aprovechar la glucosa.

Si tú experimentas hambre todo el tiempo y no logras controlar tu Diabetes, te invitamos a que analices lo que comes y la forma en que tomas tus medicamentos. Quizá el hambre que experimentas es porque tu cuerpo no puede utilizar bien tu glucosa y la única forma de regularlo será con una dieta saludable, ejercicio y la toma puntual (tal como te indica tu Médico) de tus fármacos.

Recuerda, además, que la única forma eficiente de regular el apetito es respetar una dieta equilibrada y balanceada fraccionada en 5 tomas diarias: desayuno, a media mañana una colación, comida, segunda colación y cena. De esta forma se regulará correcta y eficientemente el deseo de comer, ayudará a evitar el picoteo de alimentos no saludables entre horas o la ingesta excesiva en una sola ración.








Publicado en http://www.diabetesbienestarysalud.com/tengo-diabetes-y-siento-hambre-todo-el-tiempo/