lunes, 17 de marzo de 2014

Los mayores de 50 años con riesgo cardiovascular tienen altos niveles de proteína C reactiva que peligran su estado

17.03.14 | 13:52h. EUROPA PRESS | MADRID

Las personas mayores de 50 años con, al menos, un factor tradicional de riesgo cardiovascular (CV), pero sin historial previo de enfermedad cardiovascular (ECV), presentan niveles elevados de proteína C reactiva (PCR), un reconocido marcador de inflamación, el cual está asociado a un incremento del riesgo de eventos cardiovasculares.


Así lo ha mostrado el análisis 'post-hoc' de datos del 'Estudio Europeo sobre Prevención y Manejo del Riesgo Cardiovascular en la Práctica Diaria' ('EURIKA', por sus siglas en inglés), financiado por AstraZeneca y publicado en 'BMC Cardiovascular Disorders'.

'EURIKA' fue un gran estudio pan-europeo que demostró que los pacientes con uno o más factores de riesgo, como un alto nivel de colesterol, presión sanguínea elevada, tabaquismo, diabetes y obesidad, presentan un riesgo incrementado de fallecer a causa de una ECV y que estos factores de riesgo no están siendo correctamente tratados en la práctica clínica.

De hecho, según el catedrático de Medicina Preventiva y Salud Pública de la Facultad de Medicina de la Universidad Autónoma de Madrid, José R. Banegas, el 30 por ciento de los médicos no utiliza instrumentos de evaluación del riesgo cardiovascular y aproximadamente uno de cada ocho no sigue las directrices sobre el manejo del riesgo cardiovascular que recomiendan las Sociedades Europeas.

Esta realidad responde a factores como las limitaciones de tiempo de atención al paciente, la percepción de que estas herramientas no son útiles, una escasa comprensión de las mismas o las dificultades para realizar las estrategias preventivas, tal y como reconocieron los propios médicos que participaron en el estudio.

Los investigadores del estudio sugirieron que a través de una mejor identificación y manejo de los factores de riesgo, una gran proporción de muertes CV en Europa podrían evitarse. Teniendo esto en cuenta, los autores de este subanálisis han evaluado la prevalencia de niveles elevados de PCR en pacientes con uno o más factores de riesgo tradicionales, reconociendo que los niveles de PCR podrían ayudar a identificar a pacientes con un riesgo mayor que podrían beneficiarse de una terapia con estatinas1.

De esta forma, han comprobado que los niveles de PCR se relacionan positivamente con varios factores de riesgo establecidos incluyendo un alto índice de masa corporal y de niveles de hemoglobina glicada, mientras que se relacionaban negativamente con factores protectores como los niveles de colesterol HDL.

Además, los expertos han mostrado que los niveles de PCR son superiores en mujeres que en hombres, en pacientes con mayor riesgo CV (basado en cálculos tradicionales), y en pacientes con marcadores del síndrome metabólico. Asimismo, entre los enfermos sin diabetes mellitus que no estaban siguiendo una terapia de estatinas, aproximadamente el 30 por ciento tenía niveles de riesgo alto de PCR y, aproximadamente el 50 por ciento tenía niveles de PCR de riesgo moderado.

Se trata de unos resultados que, a juicio de los expertos, son "particularmente importantes" para los enfermos que actualmente están clasificados en situación de riesgo intermedio, dado que niveles elevados de PCR en estos pacientes podría indicar que sufren un riesgo CV mayor del que indicarían evaluaciones de riesgo tradicionales.

De hecho, la investigación ha desvelado que la falta de control de los principales factores de riesgo puede explicar el 30 por ciento del riesgo de muerte cardiovascular de estos pacientes. Concretamente, la falta de control de la hipertensión, dislipemia, tabaco y diabetes fueron responsables del 9, 11, 10 y 3 por ciento del riesgo de muerte cardiovascular.

"A pesar de las recientes mejores en la identificación y manejo de los factores de riesgo, las ECV siguen siendo la principal causa de mortalidad en España y en 2012 supusieron el 30,3% de los fallecimientos. Estos datos refuerzan el hecho de que se necesita hacer más para ayudar a los médicos a evaluar e identificar el verdadero nivel de riesgo de los pacientes. Apoyamos la actual evaluación y mejora del cálculo del riesgo, reconociendo su importancia para mejorar la salud del paciente", ha zanjado la directora del Departamento Médico y de Registros de AstraZeneca España, Inés Margalet.