lunes, 3 de marzo de 2014

Expertos destacan el papel de los inhibidores de mTOR en el trasplante renal y cardiaco

3 de marzo de 2.014.

Expertos reunidos en la novena edición del 'ISP Fórum', organizada por Novartis, han destacado el papel de los inhibidores de mTOR (ImTOR) en el trasplante renal y cardiaco. Se trata, por tanto, de una terapia celular regenerativa y la bioingeniería en el futuro de las enfermedades renales y cardíacas.

"La inmunosupresión conlleva unos efectos indeseables que en algunos casos pueden obviarse con los inhibidores de ImTOR, de ahí el interés de individualizar el tratamiento según el perfil del paciente y avanzar en el conocimiento de este fármaco", ha explicado el responsable de la sección de trasplante cardiaco del Hospital Gregorio Marañón de Madrid y coordinador de la jornada, Jesus Palomo.

Los ImTOR actúan sobre la proliferación de los linfocitos T y B y de las células musculares lisas a nivel vascular en una fase tardía del ciclo celular y, tienen la ventaja de que combinan potencia inmunosupresora con propiedades antifibróticas, antitumorales, antivirales y efectos cardiovasculares notables, además de reducir o evitar el uso de los inhibidores de la calcineurína, asociados a nefrotoxicidad y un mal perfil cardiovascular.

En este sentido, el nefrólogo responsable de trasplante renal del Complejo Hospitalario Universitario A Coruña y coordinador del ISP Fórum, Ángel Alonso, ha hecho hincapié en la importancia de estos fármacos ya que, tal y como ha explicado, teniendo en cuenta que la muerte con injerto funcionante, en especial de origen cardiovascular o tumoral, es "altamente" prevalente en estos pacientes, el papel de estos fármacos tiene un "enorme potencial", solos o combinados con otras opciones terapéuticas.

Este potencial puede verse confirmado con el mayor ensayo clínico hasta la fecha en trasplante renal, el estudio 'TRANSFORM', ya iniciado en España. "Actualmente el objetivo es ampliar la indicación de su uso en trasplante hepático y también se está investigando su uso como tratamiento coadyuvante en diferentes neoplasias como es el cáncer de mama", ha apostillado Palomo.

Con respecto al rechazo humoral, al que la jornada ha dedicado dos mesas de debate, este especialista ha informado de que el interés radica en la controversia actual en su diagnóstico y tratamiento y, en cuanto a la terapia celular, lo destacable es su innovación y las expectativas que puede crear en el futuro.