lunes, 5 de mayo de 2008

samaqueo

hace frío de nuevo.
se puso gris la cosa y claro, hay que andar al día con la temperatura.


mis chompas y casacas ya están limpias. el olor a guardado y humedad se quedaron en la lavadora. llevo encima los últimos rayos de sol que secaron estas lanas y algodones que me abrigan.

mi cabeza se puso a pensar sola por un rato. me dejó cosechando olivos bajo el sol y se fue al río por su cuenta. sentí la cabeza un poco mojada. los pies calientes en la arena del desierto.
los olivos verdes en mis manos. mis ojos sorprendidos. estaba todo muy lindo.

dijo watanabe de samaca:
"en este paisaje tan extremadamente limpio"
no sé si él tuvo fogata en el museo acompañada de algún modesto marco musical.
podría haber escrito algo sobre eso tal vez.