viernes, 30 de mayo de 2008

Aserradero


Nivel lago de As Pontes 20 de mayo 2008
Tomarei más fotos desde el mismo sitio para ver la evolución do caldeiro....

miércoles, 28 de mayo de 2008

Hoy me encontré con la reina de rombos …

fíjate, una reina y ahí estaba, tirada, en medio de la calle. Yacía boca abajo entre los coches, como si estuvier escondiendo su vergüenza y su humillación. Sin pensarlo, decidí salvarla del peligro de ser atropellada, o peor aún de ser pisoteada por algún sujeto indigno siquiera de besar sus pies. No son tiempos desde luego en que la real condición te defienda más de lo que te defiende un periodista a sueldo. Hay muchos reyes, muchas reinas, y quedan pocos lacayos, así que no pudo decir que no a mi ofrecimiento. Desvalida como se hallaba, elegir hubiera sido un lujo con el que no contaba.

Respecto a mí, soy un hombre con vocación servidora y nunca me he podido resistir a una mujer de noble cuna y sangre de color azul cielo. Una simbiosis perfecta, vaya. Yo todavía no sabía qué podía ganar haciendo lo que hice, pero, qué demonios, tampoco perdía nada. No había peligro a la vista, aunque los hombres de mi clase sabemos que una mujer su clase no debería siquiera ser tocada.

Fui osado tal vez, pero al fin y al cabo, no era más que un naipe, huérfano de sus 51 hermanos, y no dudé ni un momento en adoptar a la pequeña reina. Ya duerme, fuera de peligro, en el bolsillo de mi camisa. Espero que no me pague clavándome su rombo en el corazón.

lunes, 26 de mayo de 2008

Los amenes que me dejaste chorreando en el cuerpo, van, en su recorrerme entero, hasta los siglos de los siglos que imantaste a mi alma. Ay Mujer, toda mi carne se hizo luz en tus manos y aun así, me duelen todas las oraciones que me inventaste. Surgiste para hacerme nuevo y hoy, el que me convirtieras en un nuevo dios entre los humanos, parece no alcanzarme ya, para rescatarme del infierno.
Orgulloso de los españoles

tranquis, a pesar del título del post este no es un manifiesto patriótico. Ya tendré la Eurocopa para hartarme de gritar !España, España! o !A por ellos, oe!.

Es más simple. Ayer oí las cifras de audiencia de Eurovisión y quedé gratamente sorprendido. ¿Cómo? ¿se ha vuelto loco el zorro? no, no, es que por lo visto 14 millones de residentes en España, un 65% de los que estaban mirando la tele, vieron a los cantarines europeos y gozaron o rabiaron con las votaciones. Otros 7,5 millones vieron otra cosa y el resto, 23,5 millones hicieron otras cosas más productivas que ver al ... bueno, a ése.

Efectivamente amiguetes, el sábado "in the night" había más gente fuera de casa que dentro. ¡Viva España! ¡Viva la juerga! Y no me digáis que la gente estaba en su casa sin ver la tele y leyendo a Kafka, que no me lo trago.

Esto es España y esa noche los restaurantes y garitos estaban hasta la bandera. Y yo que creía que éramos unos borregos ...

domingo, 25 de mayo de 2008

mirando de cerca un segundo completo

Un pedazo de metal que amanece bajo el sol y empieza a calentarse

Una hormiga que desde el suelo mira hacia delante pero no le parece tan largo el camino igual

La cucaracha que pretende esconderse de todos estando quieta delante nuestro.

Un señor que pedalea para avanzar, que carga con los errores de los otros sin molestarse.

Una pelota de basket a punto de desinflarse dentro de una bolsa de plástico blanco.

Un oso de peluche que acumula polvo en un estante, polvo sobre la sonrisa, polvo sobre sus ojos que son muy dulces.

Pero sobre todo el pedazo de metal bajo el sol. Poco a poco el calor y lo que estuvo tan rígido y definido pronto dejará de serlo.

Y mientras tanto un poco de post rock.