Mostrando entradas con la etiqueta flora y fauna. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta flora y fauna. Mostrar todas las entradas

domingo, 8 de junio de 2014

la sierra en flor

en estos días de inicios de Junio la primavera prácticamente ha terminado en la llanura, pero no así en la montaña. Aquí en Collado Hermoso, desde donde aún se pueden ver algunos neveros si subimos a los altos, la primavera está en pleno apogeo.

He aquí dos de sus más exuberantes ejemplos, por calidad y cantidad.

Jara, también llamada Estepa



este arbusto posee decenas de flores de cinco pétalos blancos. Es una planta muy resistente y llega a formar verdaderos bosques de matorral. Desde el Lomo hacia la Salceda se encuentra uno de ellos, frecuentado por corzos y jabalíes que se refugian en él debido a su impenetrabilidad. También sirven de fuente de néctar para abejas (la miel de jara es delicada y muy aromática).

Antiguamente se utilizaba como leña para los hornos donde se cocía el pan, pues sus ramas, de madera muy dura, tienen algo de resina que al arder genera rápidamente una elevada temperatura.

Piorno, también llamado cambroño, codeso o gayomba en las sucesivas sierras del Sistema Central


este arbusto, en solitario, no es gran cosa, pero cuando se une a millares de compañeros en los altos de la sierra nos ofrece un festival de color amarillo. Aparece sobre todo a partir del nivel dónde terminan los pinos, pero también entre ellos.

Como la jara, el piorno también era de gran utilidad a nuestros antepasados. Con sus ramas se hacían escobas y sobre todo, se cubrían los techos de las chozas de pastores que había por la sierra

reconstrucción de chozo serrano (Arenas de San Pedro-Ávila)



martes, 27 de agosto de 2013

el Nevero

Fuentes del río Cega
a lo largo de la semana pasada tuve un par de oportunidades de visitar las alturas segovianas, concretamente Peñacabra y el Nevero, dos montes de más de dos mil metros que junto con el resto de Montes Carpetanos separan las tierras madrileñas del valle del Lozoya y tierra de Segovia. Mi primera visita fue en solitario, y me dio la oportunidad de salir de las sendas habituales, descubriendo fuentes que no conocía y dedicando tiempo a observar a los animalejos, por ejemplo las evoluciones de un grupo de buitres a través de los prismáticos. Incluso tuve tiempo de arreglar un poco este manantial

Dos días más tarde regresé de nuevo a estas tierras, felizmente encuadradas dentro del la influencia del nuevo Parque de la Sierra de Guadarrama e infelizmente excluidas de su núcleo de máxima protección.
Gracias a la soledad habitual de la zona, es fácil divisar la fauna existente, aunque este segundo día la animada conversación entre los cinco andarines hizo casi imposible ver ningún bicho durante la subida. Por suerte los animales son acaso tan curiosos como los humanos y durante el breve descanso en Hoyo Cerrado, uno de los lugares más bonitos de la sierra, descubrimos  como una familia de cabras montesas nos oteaba desde las peñas más altas

Valle del Lozoya desde El Nevero
La cabra montés o íbice ibérico se puede encontrar en muchos puntos de nuestro país. Los ejemplares que podemos ver cerca de Madrid, ya sea en la zona de La Pedriza o en los diferentes roquedos que van desde Guadarrama a Ayllón son parte de la subespecie "victoriae", reintroducida en nuestras sierras hace años tras haber desaparecido por la presión de los cazadores.

Concretamente, cerca de nuestra aldea es fácil verla en grupos numerosos en Hoyo Cerrado, o en las pedrizas que bajan hacia Collado Hermoso sobre el Río Viejo. A final del año se ven grupos grandes, capitaneados por machos de cornamenta imponente y pelaje gris. Ahora sin embargo, los grupos son más pequeños y compuestos de hembras o cabras jóvenes de ambos sexos. No se ven grandes cuernos y el pelo es de color pardusco.

Foto: Eduardo Gómez Marchesi - Gredos
El próximo día les saludaré de vuestra parte!

miércoles, 7 de agosto de 2013

El erizo collalbo

hace un par de semanas me tocó regar mi huerta de noche. En la aldea nunca hemos sido muy ordenados para esto del riego, y los que sólo venimos los fines de semana a veces tenemos que coger turno a horas intempestivas. Total, que salí de casa a las cuatro de la madrugada y cuando sólo había recorrido unos pasos encontré a un inesperado amiguito correteando por la carretera ...

imagen extraída de http://www.drosophila.es/

la verdad es que, aún siendo de campo, nunca había visto un erizo en movimiento. De pequeño nuestro abuelo Manolo nos trajo un par de veces uno para verlo, pero los pobres animales ni se movieron, ni se atrevieron a asomar el hocico. Así que esta vez estuve observándole un rato. Primero le alejé un poco de la carretera pues es tremenda la cantidad de erizos que se ven atropellados en las comarcales segovianas. Luego le seguí un rato, ¡cómo corría el tío! y le perdí de vista en dirección a Las Eras de Collado Hermoso.

Cuando regresé de la faena me puse a buscar información sobre el animalillo. Por lo visto es esencialmente de hábitos nocturnos, de ahí que sea muy extraño verle de día. Come insectos, sobre todo ciempiés y lo que aquí llamamos "cortapichas", un bicho bastante asquerosete, de modo que deberíamos apreciar a nuestro erizo por librarnos de él. También le gustan las lombrices de tierra e incluso se atreve con vertebrados como ranitas o pequeños reptiles que se arriesgan a salir de noche.

Oí hace años que su principal depredador es el zorro. Dicen que se mea sobre el erizo para que se mueva o asome la cabeza y morderle. También las rapaces nocturnas como el búho y la lechuza se apuntan a fastidiar a nuestro pequeño vecino.

foto: Óscar Fernández- tomada en provincia de León

ahora que estoy de vacaciones intento contaros algo más sobre la Flora y Fauna de Collado Hermoso. Están un poco enfadadas con esto del miniparque nacional de la Sierra de Guadarrama, pero al lo mejor se dejan ver, aunque sea de noche.