martes, 11 de marzo de 2008

el tumor de fiona



La tiene con los ojos tristes
sentada con las justas
hay un poco de sangre
que habla por ella sobre su dolor.

(me miras a los ojos mientras te inyectan cosas
arrugas tu cara, la conviertes en un puño enfurecido)

si pego mi cara a la tuya podemos compartir tu miedo
así lo sientes menos.
tal vez un poco menos.

un tajo más mañana y luego nos iremos olvidando de todo esto que duele
unos días para el olvido y luego nos vamos a correr por el malecón.